Panamericana





General Paz





Au La Plata




Auspiciado por

Auspiciado por

Auspiciado por



Au 25 de Mayo





Au Riccheri








Puente Pueyrredón










Au Illia





Subtes




Piquetes













17 de marzo de 2010

Llegó el Día de San Birra, dejá el auto en casa


El Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires dispondrá, a partir de las 17, una serie de controles estrictos en la zona de pubs de Retiro y en algunos puntos de Palermo, con motivo de celebrarse el Día de San Patricio que congrega a miles de jóvenes para consumir cerveza.
Se estima que asistirán al festejo irlandés unas 30.000 personas. Habrá un vallado especial que comprende las calles Tres Sargentos, Marcelo T. de Alvear, Paraguay y Rojas entre Leandro N. Alem y San Martín, sin que afecte el tránsito en estas dos últimas arterias. Allí, las policías Metropolitana y Federal, bajo coordinación de la comisaría 15, impedirán que se ingrese al perímetro con en carteras y mochilas y también harán inspecciones de ese tipo en automóviles.
Habrá 22 puestos de control de alcoholemia alrededor de la zona de los pubs, más los que desplegará en algunos lugares del barrio de Palermo y en accesos a la Ciudad, con la colaboración de la Agencia de Seguridad Vial y de Seguridad Vial de la Provincia. Las postas estarán en Puente Pueyrredón y en la traza de Av. General Paz y las intersecciones con Libertador, Cabildo, Balbín y Av. San Martín, donde controlarán el ingreso y egreso vehicular a la Ciudad.
A los conductores alcoholizados se les secuestrará el vehículo y la multa por conducir en esas condiciones puede llegar a los 2000 pesos o aplicárseles hasta 10 días de arresto.

¿Cuál es el límte de consumo permitido?
Si bien es recomendable no beber si uno va a conducir, o en este caso directamente no ir en coche porque el objetivo es tomar, el límite permitido es 0.5 ml de alcohol en sangre. Dependiendo de contextura física, para un hombre de 1.70 de altura y 75 kilos, equivale a dos chops de cerveza. Pero para no tener dudas si podemos manejar o tenemos que dejar el coche estacionado y buscar un taxi, lo mejor es comprarse un alchoholimetro personal. Los más económicos cuestan sólo 70 pesos, lleva dos pilas triple A, sólo tarda 15 segundos y da una alarma sonora de alerta cuando el resultado del control de alcoholemia supera lo permitido por la ley.